Antes de iniciar con las recomendaciones  para este año, y un poco tarde (pero más vale tarde que nunca), vale la pena hacer un recuento de las mejores películas del 2011.

MIDNIGHT IN PARIS

Sin duda alguna Woody Allen merece un lugar dentro de las mejores películas del año pasado con Midnight In Paris, donde como siempre, el director nos da una historia con la misma trama que las anteriores (conflicto de pareja y crisis existencial). Sin embargo, esta vez nos pone a un protagonista más atrevido que sale de los lineamientos de este director.  Así, en equipo Woody Allen y el guionista ponen en escena una historia dinámica, que salta de un lado a otro sin perder la delicada reconstrucción histórica, donde incluye personajes como el pintor surrealista Salvador Dalí. Con estas características Midnight in Paris es la típica comedia romántica, que no por ser de este género tenemos que dejar de ver.

La historia se centra en la vida Gil Pender, un escritor bohemio que viaja a Paris con su prometida y su familia poco antes de su boda. Ya en París, una noche mientras da un paseo tiene un sueño con la vida bohemia de los años 2o donde se relaciona con Luis Buñuel, Dalí y Picasso, entre otros artistas.

 

SUPER 8

Esta historia se sitúa en el verano de 1979, en un pequeño pueblo de Ohio, donde unos chicos son testigos de un choque de trenes mientras se rueda una película casera en formato súper 8. Después de este suceso empiezan a ocurrir  extrañas desapariciones y una serie de cosas inexplicables, estos sospechan que el choque está relacionado con los eventos ocurridos.

Esta película es básicamente un homenaje de  J.J Abrams a Steven Spielberg, el titán productor, guionista y director de Hollywood que demostró con sus primeras películas que se podía realizar cine de calidad y ampliamente taquillero, y quien años atrás realizara E.T.

 

MELANCHOLIA

“Justin y Michael celebran su boda en casa de la hermana de la novia, mientras tanto el planeta Melancholia avanza a la tierra”. Esta corta sinopsis es suficiente para atrapar la atención del más reciente filme del director Lars Von Trier.

Este film poderoso va más allá de los límites de la ciencia ficción con una trama atípica, dándole una nueva perspectiva al drama, donde el planeta Tierra es destruido al inicio de la película por el planeta homónimo al filme. Además de ser una película nada sencilla, está perfectamente complementada con la música de Wagner creando una obra que probablemente gustó a todo cinéfilo.

 

 

»

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

FLYERS: